miércoles, 3 de febrero de 2010

Sorpresa Sorpresa

Y no, no me refiero a un crossover entre Sonrisas y Lágrimas y La Celda 211.

Hacía referencia a uno de los mas poderosos mecanismos de la ficción. La más letal arma en el arsenal de un narrador.

Y es que, en manos de un buen urdidor de historias, un giro sorpresa del argumento es como el movimiento de un estratega maestro que lleva a una victoria aplastante. A partir de ahí el público es su cautivo.

Tomemos como ejemplo Siegue: The Cabal, el pistoletazo de salida del nuevo y más trascendental crossover de la Marvel.

BENDIS!, hábil escriba, construye un delicado crescendo...

Norman Osborn habla con alguien.

¿Con quién? No lo sabemos.

Es una extraña voz sin cuerpo y de color magenta cuyo sonido provoca desazón en Osborn.

¿Quién podra ser tal ente?

La irresoluble duda corroe al lector hasta que este no puede soportarlo más y, en el momento culminante...

...¡SE DESCUBRE QUE ES LA VOZ DE LA MÁSCARA DEL DUENDE VERDE!

¡EXCELSIOR!

Diso, ni en un millón de años me lo habría podido ver venir. Es tan imprevisible que... que...

¡Que ahora que han echado a Raimi de la franquicia de Spider-Man el nuevo director debería adaptar esta escena!

1 comentario:

Guillem Bayarri dijo...

¡Excelsior!, en efecto.

Nunca lo habría imaginado. ¿El director de HAMMER, el Duende Verde?

¿Qué será lo siguiente? ¿Spider-man casándose?